top of page
  • Udhei Leitón

Palmera frente a Catedral de Limón advierte sobre peligro oculto


Una inusual escena se desarrolla en los alrededores de la Catedral de Limón, donde una imponente palmera emerge de una alcantarilla en la parada de taxis, generando una preocupación creciente entre los limonenses.


Sin embargo, este no se trata de una palma bendita de Semana Santa de la Iglesia o una medida para protegerse del ardiente sol limonense, que puede alcanzar los 40 grados centígrados. Más bien, esta palmera sirve como una advertencia visual de un problema más profundo y peligroso que afecta la seguridad vial de los limonenses.


La presencia de esta palmera esconde un problema crucial, una alcantarilla deteriorada. En su interior, se encuentra una tapa rota, cartones, basura y agua estancada, que emiten mal olor y provocan molestias tanto para conductores como para transeúntes.


Este conjunto de circunstancias representa un riesgo inminente de accidentes para quienes transitan por el área, ya sea en vehículos o a pie.


Lamentablemente, a pesar de la gravedad de la situación, las autoridades de Acueductos y Alcantarillados (AYA) no han brindado ninguna respuesta o acción concreta ante este problema.


Esta falta de atención agrava aún más la preocupación y el malestar de la comunidad limonense, que espera soluciones inmediatas para garantizar su seguridad vial.

Comments


ct-086-conexion-bp-250x400.png
bottom of page